COMSA y su apuesta por la edificación sostenible

Día Mundial de la Arquitectura

Uno de los principales retos de la arquitectura moderna es diseñar y construir edificios funcionales que, a la vez, sean eficientes y sostenibles con el entorno. Siguiendo estos principios, COMSA ejecuta proyectos de edificación emblemática, tanto a nivel nacional como internacional. La compañía colabora con renombrados arquitectos, un hecho que contribuye a incrementar el valor de sus obras y, a la vez, su prestigio en el sector de la arquitectura.

La actividad de COMSA está marcada por una alta sensibilidad hacia el paisaje urbano y el entorno medioambiental. En este sentido, la compañía ha construido edificios siguiendo los estándares más exigentes en cuanto a sostenibilidad. Prueba de ello es la Torre Puig de l’Hospitalet de Llobregat con certificación LEED Gold o el edificio de la Oficina de Armonización del Mercado Interior (OAMI) de la UE en Alicante con certificación BREEAM, entre otros. Además, COMSA mantiene una firme apuesta por la nueva metodología de trabajo conocida como LEAN Construction, que promulga una máxima colaboración entre cliente-arquitecto-constructor para optimizar su ejecución.

Asimismo, todos sus proyectos se caracterizan por un diseño innovador, un alto componente tecnológico e incluyen soluciones desarrolladas por los proyectos de innovación en los que participa, tales como la utilización de materiales reciclados, la optimización energética de los edificios y la valorización de algunos residuos.

Recientemente, COMSA ha inaugurado el Centro Cultural de Lugano (Suiza), uno de los equipamientos más importantes construidos en el país en los últimos años. Dedicado a las artes escénicas, se ha alzado siguiendo los principios de sostenibilidad y eficiencia energética ya que todos sus espacios se calientan y se enfrían utilizando la energía procedente de las aguas del lago exterior.

Por otra parte, el Hotel W es uno de los edificios más característicos de Barcelona. Construido por COMSA, se sitúa en la Nova Bocana del Puerto de la capital catalana sobre una superficie de 7 hectáreas. Su estructura consta de 26 niveles de altura. La fachada, con forma de vela, es de vidrio y refleja el cielo y el mar Mediterráneo.

Otro de las construcciones emblemáticas de COMSA es el Museo de la Memoria y los Derechos Humanos de Chile. Con una superficie de 10.200 metros cuadrados, se trata de un espacio al servicio de organizaciones de derechos humanos y movimientos ciudadanos. El proyecto está conformado por un edificio, la Plaza de la Memoria, parking y cuenta con conexión subterránea al metro.

Fruto de su trabajo y de la colaboración con los mejores despachos de arquitectos, algunos de los proyectos ejecutados por COMSA han sido distinguidos a lo largo de los últimos años en diversos premios del sector. Entre ellos se encuentran el premio de arquitectura Ciutat de Barcelona o la mención como finalista en los galardones FAD (Fomento de las Artes Decorativas).

COMSA y su apuesta por la edificación sostenible

Vista aérea del Mercat de Santa Caterina (Barcelona)

Compartir en las redes sociales
Share on linkedin
Share on twitter